Una práctica para mejorar tu conversación en japonés o inglés

Mejorar tu capacidad de conversar en japonés es, posiblemente, lo más complicado. No es complicado porque hablar sea difícil sino porque los japoneses escasean, no son muy dados a hablar comparándolos con nosotros los hispanos y, a no ser que vivas en Japón, terminarás hablando español o inglés con esos amigos japoneses que viven en tu ciudad.

Cambia el idioma con tus amigos/conocidos

Este ejercicio que te propongo parece loco, descabellado y, por qué no, imposible. Pero te aseguro que solo te lo parece, y te aseguro también que tienes más prejuicios de los que te imaginas sobre el aprendizaje de un idioma.

La práctica consiste en cambiar el idioma que hablas con tus amigos, conocidos, compañeros de escuela, etc, gente con la que te ves frecuentemente y tienes cosas importantes que contarles. Crea el ambiente, sé amable corrigiendo y prepárate a equivocarte mil veces.

Elimina barreras, ¡supérate!

Posiblemente pasarás por las siguientes fases:

  • El primer día te sentirás extraterrestre hablando con tu amigo hispano en japonés. Expresarás menos de la mitad de lo que quieres y te callarás muchas cosas. Esa frustración será exactamente la misma que encontrarás viviendo en Japón. Empieza ya a superarla sometiéndote a ella.
  • La primera semana te asaltarán las dudas. Ese enemigo llamado RESISTENCIA, ese OTRO YO saboteará tu mente y te dirá que no sirve para nada. En realidad te está hablando la señora Vergüenza, que te pone trabas.
  • Al mes te parecerá normal y, al segundo mes, empezarás a usar el idioma para comunicar mensajes de forma secreta ante otros que no tienen ni idea de japonés. Tendrás la sensación de haber perdido el tiempo con libros y memorizando palabras.

La vergüenza es para ricos

Si no tienes dinero, si no te puedes permitir un tutor privado, entonces la vergüenza no hará más que limitarte. Con dinero se pueden evitar situaciones vergonzosas o que requieren mucho valor, energía, participación por tu parte. Puedes pagar a otro para que te haga el trabajo. Pero creo que tu caso es muy parecido al mío. Tenemos el dinero para pagar un curso pero no para contratar a un profesor de conversación todos los días y semanas.

Es una práctica natural

En las aulas los profesores tienen que simular situaciones comunicativas. La clase es un teatro que te prepara para la vida real. La clase nos limita pero también nos ofrece un ambiente relajado, seguro y controlado.

Este ejercicio es lo más cercano a la realidad. Tarde o temprano te verás en la misma situación cuando tengas novio/novia japonesa, cuando tengas que trabajar, cuando tengas que presentar un proyecto, cuando tengas que hablar con un amigo que solo sabe japonés. ¿Por qué no empezar ya?

¿Tienes mejores ideas?

Me gustaría saber de qué manera y con quién estás aplicando esta práctica. Esta idea que te doy para practicar la conversación puede ser solo la base. Añádele y modifica las reglas como mejor te convenga. No desestimes esta práctica solo porque tu situación actual no te permite hacerlo. Búscale otras salidas y, si puedes, cuéntamelo por email o aquí en comentarios. Me gustaría aprender de ti.


5 comentario

コメントをください Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.